Es inevitable sufrir cuando un amor se termina.

Cuando creemos llegar al límite de nuestros sentimientos, muchas veces no llegamos a entender cuando es que se acabó el amor y por más que hacemos un recuento de los buenos y malos momentos, llegamos a la conclusión que tal vez solos estaremos mejor. Es inevitable sufrir cuando un amor se termina.

El amor muchas veces puede ser algo fugaz, ya que en la mayoría de las relaciones llegamos a un punto en el cual descuidamos todo ese sentimiento que tanto nos costó formar y cuando ya están las cosas hechas no sabemos si arrepentirnos o seguir adelante con nuestras vidas, de todas maneras se sufre, ya que esa incertidumbre de no saber cuál es la decisión correcta oprime nuestro pecho llenándonos de angustia y tristeza a la vez sin poder saber qué hacer.

En el amor es inevitable sufrir, ya que es parte de enamorarse, por uno o por otro motivo tenemos que hacerlo y siempre habrá una de las partes a la cual esto le afecte más, llegando muchas veces a entrar a un cuadro de depresión muy difícil de superar. En esta oportunidad te contaremos algunos casos en los cuales sufrimos cuando un amor llega al final.

Es inevitable sufrir cuando un amor se termina.

Infidelidad


Sin lugar a dudas una infidelidad es motivo de sufrimiento, ya que es una traición al sentimiento que habías formado con tu pareja. La infidelidad destruye el corazón, muchas veces haciéndonos pensar ¿Qué hicimos mal? para que nuestra pareja actúe de esa manera, pero déjame decirte que no debes sentirte culpable, mejor ahora que casados. Es inevitable sufrir cuando un amor se termina.

Si bien es cierto una nunca espera que la engañen, pero deberíamos estar preparadas para todo, muchas veces el enamorarnos hace que quedemos vulnerables, ya que entregamos todos nuestros sentimientos, muchas veces desprotegiendo nuestro corazón para hacer feliz a nuestra pareja, pero qué sucede cuando nos pagan de esta manera, de todas formas tenemos que sufrir, pero también deberíamos tener un poco de amor propio, para ser fuertes y no perdonar esto por nada del mundo, ya que no fuimos valoradas.

No sé si ustedes, pero yo he visto casos en los cuales pese a una infidelidad, las relaciones continúan, teniendo que suprimir el sufrimiento y aceptando volver creyendo que es lo mejor, porque no encontrarán a una persona mejor o, peor aún pensando que solas no podrán continuar ya que es necesario sentirse amadas. ¿Pero a costa de qué? Si tu pareja fue infiel, es porque ya no te ama, tal vez porque la relación entró en una situación de rutina constante, en la cual su único escape era encontrar en otra persona lo que ya no hallaba en la relación, es por eso que lo más saludable sería terminar, sin detenerte a pensar, ya que primero está tu corazón y tus sentimientos y créeme una infidelidad es una herida que deja una cicatriz muy grande con la cual nadie debería cargar.

Es inevitable sufrir cuando un amor se termina.

Peleas interminables


En las relaciones largas, es inevitable que lleguemos a este punto en el cual, las peleas se apoderan de nuestros sentimientos, volviéndose una rutina constante en el día a día de la relación. Es inevitable sufrir cuando un amor se termina.

Conforme va avanzando la relación, empezamos a conocer más a nuestra pareja, dentro de esto está conocer sus defectos y virtudes, los cuales van de la mano con las actitudes que podemos mostrar y muchas veces esto puede llegar a convertirse en un problema entre las parejas, ya que las peleas desgastan el amor.

Como bien sabemos siempre habrán peleas dentro de una relación, ya que es parte de conocerse, el problema está cuando no podemos salir de esto y lo volvemos una costumbre y cada vez que algo nos incomoda, sacamos todo lo que tenemos guardado haciendo de una simple discusión en una pelea interminable. Cuando tu relación entra en este proceso, es definitivo que vas a sufrir y a diferencia de una infidelidad que el sufrimiento es de golpe, en las peleas es una tortura diaria que hace que tus sentimientos se descontroles, muchas veces haciéndote perder tu identidad.

Si te das cuenta que tu relación ya no es saludable, lo mejor es que te des un tiempo para evaluar si realmente quieres seguir con esto, piensa en todos los problemas y trata de encontrar una solución para ellos, si ves que no hallas una salida que ayude a mejorar tu relación, lo mas saludable sería que te alejes de el, poniendo en prioridad tus sentimientos y a tu corazón.

Es inevitable sufrir cuando un amor se termina.

Mutuo acuerdo


Todos sabemos cuando el amor ha llegado a su final, la diferencia es que no muchos tenemos las agallas para poder aceptarlo y por el contrario tratamos de alargar nuestra relación lo más que se pueda, muchas veces dejando de lado nuestros propios sentimientos y sin pensar en el daño que nos estamos haciendo. Es inevitable sufrir cuando un amor se termina.

Son pocas las parejas que se sientan a conversar acerca de sus sentimientos y cuanto es que han cambiado desde ese primer día, ya sea por el temor a reconocer que ya no se aman o al miedo a no saber qué pasará después de decírselo, pero créeme que lo mejor darse un tiempo para conversar sobre cuanto ha cambiado el amor, ya que de no hacerlo pueden vivir engañados por mucho tiempo, perdiéndose de disfrutar de ustedes mismos.

El mutuo acuerdo también traerá sufrimiento, más aún si se trata de una relación larga en la cual involucraron mucho de ustedes, a tal punto de pensar alguna vez que sería un amor para siempre. Es muy triste llegar al final de la relación, pero créeme que lo más triste es no aceptar que ya se acabó y seguir sin sentir esa magia que el amor nos brinda.

Ten en cuenta que el amor muchas veces cumple un ciclo y lo mejor que puedes hacer es aprender de las cosas en las que falló la relación, para que en un futuro sepas como manejar mejor este tipo de situaciones, para poder llevar mejor tus sentimientos. Si tu relación vale la pena no la descuides y lucha por ella, para que en un futuro no te arrepientas.

También puede interesarte:

Ventajas de estar soltera que podemos disfrutar.

Cuando el amor se acaba debemos aceptarlo.

Ser una mujer exitosa, depende mucho de nosotras.

Para más información como ésta visita nuestra página del Facebook.