Logra un maquillaje de acabado natural con estos simples consejos.

Combinar el maquillaje con la naturalidad y simplicidad ¿no es acaso este el sueño de toda mujer? Es bastante común que se crea que el uso de cosméticos no está dentro de la naturalidad de una dama, tendemos a suponer que el maquillaje logra efectos fingidos en los rasgos del rostro femenino, pero para desmentir estas creencias existen distintos estilos de maquillaje que tienen la propiedad de mantener la naturalidad de nuestro rostro los cuales siguen un mismo patrón. Y aquí en www.misszapatos.com te mostramos detalle a detalle dicho patrón.

Paso 1: Limpia tu piel

Es indispensable que antes de poner maquillaje en tu piel te asegures de limpiar y desinfectar esta misma. Distintos agentes externos como bacterias y partículas pueden alojarse en nuestro cutis sin que nos demos cuenta a simple vista, por ello es importante que antes de aplicar productos cosméticos en nuestra piel desarrollemos un adecuado proceso de limpieza para no crear una capa extra de bacterias entre nuestra tez y el maquillaje.

Lava tu piel como normalmente acostumbras, pero evita utilizar jabones de tocador ya que estos son bastante dañinos para nuestro cutis. Este proceso también nos ayudará a mantener nuestra piel fresca y lista para aplicar nuestros productos favoritos.

limpia tu piel

Paso 2: Hidrata

Ya sea con una crema facial hidratante o con un sérum, el hidratar tu piel es un factor esencial antes de aplicar una base de maquillaje. Hacemos esto con el fin de evitar una efecto agrietado o reseco en nuestro maquillaje, recordemos que si sufres de piel reseca es bastante importante que busques productos adecuados que te ayuden a solucionar estos problemas, si insistes en aplicar maquillaje a pesar de tu condición solo lograrás que el estado de tu cutis empeore.

hidrata

Pao 3: Iguala el tono en tu rostro

Para este paso se acostumbra a usar una base de maquillaje, puede ser de cobertura baja o alta dependiendo de tu criterio. Pero también podemos usar otros productos como una BB cream, beauty cream, sérums matificantes, etc; esto también queda a decisión propia y lo importante es que cualquiera de estos productos logre igualar el tono de nuestra piel. No omitas este paso en áreas como el cuello u hombros cuando utilices prendas descubiertas en dichas zonas. Debemos asegurarnos de que cualquiera de estos cosméticos sea del tono exacto de nuestra piel si no queremos ocasionar una diferencia notoria entre el tono de nuestro rostro y el del resto de nuestro cuerpo.

Cualquiera de los distintos productos ya mencionados se recomienda aplicarlos con una beauty blender, una especie de esponja poco porosa que ayuda a distribuir los productos líquidos o en polvo de manera pareja y uniforme.

iguala el tono de tu rostro

Paso 4: Corrige

Las imperfecciones son un problema con el que lidiamos todas las mujeres, y para obtener un maquillaje parejo debemos hacerlas desaparecer… o al menos esconder. Para lograr esto necesitamos un solo producto: el mágico corrector, un cosmético que tiene la propiedad de cubrir todas las imperfecciones de nuestro rostro al punto de no dejar rastro de ellas. Este producto es totalmente efectivo en todo de piel y con el podemos cubrir granos, espinillas, ojeras, manchas y hasta cicatrices; solo debemos encargarnos de difuminarlo bien después de aplicarlo ¡y listo! Tendrás un cutis de envidia, libre de las molestas imperfecciones y totalmente uniforme.

corrige

Paso 5: Ilumina

Remarcar los puntos de luz en el rostro es esencial para un buen maquillaje, y para ello debemos destacar zonas específicas de nuestro rostro con un iluminador.

Este producto aportará a nuestro rostro luminosidad y brillo en zonas concretas como el borde de las cejas, la zona de las ojeras, el puente de la nariz, el arco de cupido de los labios, el mentón, etc. Después de aplicar el iluminador notaremos el destaque en las zonas marcadas de nuestro rostro, solo tendremos que difuminar hasta conseguir la intensidad deseada en los puntos de luz.

ilumina

Paso 6: Da color a tus pómulos

Después de aplicar productos como la base, el corrector y el iluminador, seguramente ya hemos ocultado el rubor natural de nuestro rostro. Para corregir esto es importante utilizar un rubor o blush ya sea en polvo o crema, este producto nos ayudará a darnos un toque de piel sana y a recuperar el rubor natural de nuestras mejillas. También es importante elegir el color ideal de rubor para nuestro tono de piel.

Da color a tus pómulos

Paso 7: Agranda e intensifica tu mirada

Este es quizás uno de los pasos más importantes de un buen maquillaje, los ojos son una parte esencial del rostro de una mujer y la que muchas veces se roba todo el protagonismo. Para agrandar nuestra mirada podemos usar productos como rímel o delineador, cada capa de rímel nos ayuda a agrandar más nuestras pestañas mientras que el delineador agranda nuestra mirada y la hace ver mucho más atractiva. Ambos productos logran una mirada muy intensa y sensual.

Es importante que nos aseguremos de que a pesar de poner muchas capas de rímel, nuestras pestañas no se vean pegadas y llena de grumos, este resultado le quita toda la sensualidad a nuestros ojos.

Agranda e intensifica tu mirada

Paso 8: Enmarca tu rostro

Dicen que las cejas son el marco del rostro, y por ello es primordial que definamos la forma y color de nuestras cejas en todo maquillaje. Para este fin podemos usar diversos productos como lápices, pomadas, polvos, gel, etc; que lograran definir y darle intensidad a cada ceja.

Te recomendamos escoger para tus cejas un color dos tonos menos intensos que el color natural de tu cabello.

Enmarca tu rostro

Paso 9: Logra unos labios sexys

Si nuestro objetivo es lograr un maquillaje con acabado natural, es recomendable que escojas como color para tus labios un tono nude.

Estos tonos buscan imitar un tono similar al de la piel, consiguiendo un efecto de ‘cara lavada’ y natural en los rostros femeninos, además de resaltar la belleza natural y aportar armonía al cutis de la mujer.

Si lo que buscas es frescura y serenidad con un aspecto elegante y luminoso, este tipo de maquillaje con acabado natural es ideal para ti. Sigue cada uno de estos pasos y lograrás un maquillaje sencillo que pueda resaltar tu belleza.

Logra unos labios sexys

Antes de terminar este artículo debemos recordar que el secreto de todo buen maquillaje es el difuminar cada producto con paciencia y tranquilidad, el difuminar nos ayudará a alcanzar el aspecto natural y lograr el tono que deseamos en cada producto.

Si no quieres arriesgarte con un maquillaje bastante intenso y cargado sigue cada uno de estos pasos para lograr un maquillaje simple que te haga ver bella y radiante.

Autor(a): Guianella Porta

También te puede interesar:

Aplícate una mascarilla facial casera

Rejúvenece

Dale vida a tus ojos